Arquitectura ecológica

La arquitectura ecológica se define como la arquitectura que aboga por fuentes sostenibles de energía, la conservación de la energía, la reutilización y la seguridad de los materiales de construcción, y el emplazamiento de un edificio con la consideración de su impacto sobre el medio ambiente.

Se puede decir que la arquitectura ecológica busca dar respuesta a la disminución de los recursos energéticos, por ejemplo, utilizando la conservación de energía, aislamiento eficiente, el agua de lluvia, la radiación solar y la energía eólica, y el reciclaje tanto como sea posible. El término “arquitectura ecológica” fue acuñado en la década de 1970.

Este tipo de arquitectura tiene ciertas características que la distinguen como lo son:

  • En la arquitectura ecológica se puede encontrar con la reutilización de edificios existentes y la preservación del medio ambiente circundante. Se fomenta la incorporación de los jardines en el techo y la plantación extensiva a lo largo y alrededor de edificios.
  • Diseño solar pasivo. La orientación del edificio de car al sol
  • La calidad ambiental interior consiste en características tales como la sensación de control sobre el espacio personal, ventilación, control de la temperatura, y el uso de materiales que no emiten gases tóxicos.

 

 

Materiales sustentables en la construcción

Introducción
Hablar de Bioclimática y Sustentabilidad en ocasiones se vuelve complicado porque no se tiene bien definido qué es una cosa y qué la otra. Esta indefinición deriva en confusiones que llevarían a la creencia de que ambos conceptos son una y las misma materia. La verdad es que se refieren a cuestiones bien diferenciadas.

La Bioclimática se refiere a la búsqueda en la arquitectura por medio de la disposición de los espacios de la construcción, de los materiales utilizados, de la relación del diseño con las condiciones climáticas locales y de la forma adoptada, de las mejores condiciones para los usuarios en cuanto al mayor aprovechamiento de las condiciones medioambientales1. En pocas palabras, hablamos de las condiciones de confort que debe ofrecer el interior de una construcción.

Y al referirnos a la Sustentabilidad o Sostenibilidad lo hacemos a la capacidad de una construcción para mantenerse a sí misma o para no causar mella en las condiciones naturales del emplazamiento, o merma en las condiciones ambientales del planeta1, por lo que primeramente es una acción responsable y consciente hacia el medio ambiente de parte de quien diseña y construye. Aquí vemos es el actuar de la construcción hacia el exterior.

Arquitectura sostenible
Dicho lo anterior podemos ahora entender que hablar de Sostenibilidad o Arquitectura Sostenible o Sustentable es “hablar de un criterio que expresa la capacidad de un sistema social o natural para mantener su propia dinámica y soportar presiones a lo largo del tiempo sin colapsarse o sufrir cambios drásticos2.

Arquitectura Sostenible (Trujillo, V., 2013)

Es decir que la sustentabilidad implica diseñar para el mejor aprovechamiento de los recursos naturales a favor de los usuarios pero minimizando el impacto negativo de la construcción tanto al medio ambiente como a la sociedad, y sin comprometer el patrimonio natural de las futuras generaciones.

Dicho de otra manera, la sustentabilidad busca la eficiencia energética, la utilización de energías alternativas y de materiales sostenibles, el manejo adecuado de residuos de la construcción, la utilización de materiales reciclados, y la protección de la vegetación y su reforestación.

Según definió la Comisión Brundtland encabezada por la doctora noruega Gro Harlem Brundtland, en su informe a la ONU, en 1987, Desarrollo Sostenible debe atender a cinco dimensiones o capitales3, que son:

1. Capital social: implica el conocimiento sobre el cuidado del medio ambiente.

2. Capital económico: son aspectos económicos y políticos en ocasiones vistos como opuestos a la sostenibilidad.

3. Capital tecnológico: debe buscar su mejor relación con el medioambiente.

4. Capital medioambiental: contempla las riquezas naturales del planeta y los problemas que lo aquejan (contaminación, polución, desertificación, etc.).

5. Capital ecológico: es el más frágil y olvidado de todos los capitales ya que incluye los hábitats, las especies y los ecosistemas.

Por lo tanto la arquitectura de nuestros días debe buscar el diseño de proyectos que resulten amigables con su entorno natural, al generar los menores impactos negativos hacia el medio ambiente, los usuarios y el entorno urbano. Lo anterior se puede lograr con la utilización y aplicación de estrategias como la reforestación, la generación de microclimas, el uso de energía solar y eólica, el uso eficiente del agua y la recuperación, reciclaje y reutilización de materiales.

La vida de una construcción es larga y mucho más la de una ciudad por lo que la calidad ambiental que tenemos en la actualidad es responsabilidad de todos. De este universo responsable, un importante porcentaje recae en los arquitectos y urbanistas, máxime que el desarrollo de la actividad constructiva impacta de forma muy negativa principalmente en los dos últimos capitales (Medioambiental, Ecológico). Así lo muestran los siguientes indicadores3: el 50% de los recursos mundiales su usa para fabricar materiales de construcción, que el 45% de la energía mundial se usa para refrigerar, calentar e iluminar las edificaciones, y otro 5% en su construcción, que el 40% del agua potable del mundo su gasta en los recursos hídricos de las edificaciones, que el 60% de las tierras cultivables se destina a la urbanización y que el 70% de los recursos madereros lo ocupan las industrias de la construcción y la mueblera.

Industria de la Construcción
(www.grupocontexto.cm/2012/01/31/a-punto-de-concluir…)

Por lo anterior la arquitectura actual está comprometida a generar proyectos que cumplan con un mayor respeto hacia nuestro planeta para nuestro beneficio y sobretodo el de las generaciones futuras. En este sentido afirma Camacho que “…el espacio evolucione en respuesta a las necesidades pero controlando los residuos generados para que puedan ser integrados a la naturaleza, donde la arquitectura se abastezca a sí sola, evitando gastos no recuperables”4. Se trata de utilizar materiales con características de sostenibilidad que a su vez sean o hayan sido el resultado de un proceso de Recolección-Reciclaje-Reutilización. Esta situación ya ha sido abordada en algunas legislaciones como una obligación para el constructor, como la Ley de Residuos Sólidos del Distrito Federal5 que indica que en una construcción se deben de reciclar por lo menos el 30 % de sus residuos, utilizando en ella misma por lo menos un 10 % de ese 30 %.

Materiales sustentables
Entre los materiales novedosos y tradicionales de la construcción se pueden citar algunos que permiten beneficios atractivos y directamente relacionados con los criterios de la Sustentabilidad, donde con un poco de trabajo y mucha consciencia se debe considerar el Capital Social para que tenga un impacto favorable en los Capitales Medioambiental y Ecológico, sin que implique un menosprecio de los Capitales Económico y Tecnológico:

1. Concreto adicionado con dióxido de titanio: Permite minimizar los efectos de la contaminación vehicular6.

2. Tejas fotovoltaicas, ventanas solares y pintura solar: Todas con la capacidad de generar energía eléctrica6.

3. Hidrocreto: permite la filtración de las aguas de lluvia hacia el subsuelo7.

4. Polibrick polímero: se puede adicionar a los ladrillos de tierra para aumentar sus cualidades mecánicas, de resistencia y de cohesión7.

5.Triturado de neumáticos: puede ser utilizado como agregado grueso para la fabricación de concretos utilizados en pavimentos8.

6. Maderas: en su extracción debe cumplir una certificación de sostenibilidad, y una vez concluida su vida útil puede ser reciclada para tableros de aglomerados o convertida en biomasa9.

7. Vidrio: Incrementa fuertemente sus capacidades de aislamiento térmico-acústico la utilización del doble acristalamiento, para la sostenibilidad es un material completamente reciclable10.

8. Hormigón (concreto): en su elaboración y colocación genera una inmensa cantidad de desperdicios, su reciclado se complica cuando es el resultado de un proceso de demolición principalmente cuando es armado, pero superada esa dificultad se puede triturar y convertirlo en agregado para la fabricación de nuevos concretos, reduciendo con esto la extracción de materias primas10.

9. Mampostería: piezas producto de la utilización de la tierra recocida al fuego o secada al sol. Sigue siendo un material de grandes características tanto térmicas como acústicas, y una vez que deja de ser útil puede ser desmontado y reubicado o bien triturado y ocupado como relleno10.

10. Cerámicos: la pedacería de vitropiso, azulejo, listeles, etc., bien pueden ser utilizados con un poco de ingenio directamente en recubrimientos, material que la gente que autoconstruye busca mucho, lo que disminuye la extracción y su fabricación altamente contaminante10.

11. Metales: principalmente acero, cobre y aluminio son materiales muy valorizables que fácilmente pueden ser reciclados disminuyendo la extracción y su proceso de fabricación contaminante9.

12. Plásticos: la fabricación de plástico exige un alto consumo de energía y es un gran generador de contaminante, además por su prolongada vida se vuelve en un material insostenible9. Actualmente se están estudiando diversas aplicaciones del plástico en la construcción, donde los procesos de reciclaje están permitiendo que diversos tipos de plásticos sirvan para elaborar bloques, fibras aditivas, tejas industriales, paneles para muros e incluso sistemas completos constructivos11.

13. Cartón: el reciclado de este producto está permitiendo la fabricación de piezas para la elaboración de muros con una adecuada resistencia para la función estructural que deben desempeñar, con la posibilidad de disminuir los grandes volúmenes de desperdicios de las ciudades12.

14. Papel: se está experimentando con la mezcla de arcilla y papel reciclado para formar una pasta que después se convierta en ladrillos con un importante valor de aislamiento térmico superior al del poliuretano por lo que igual se empieza a aplicar también como un aislante13.

Material reciclado (www.arquiecologia.com/el-ladrillo-ecologico-de-kingston)

Conclusiones
Hablar de Sostenibilidad es referirse a la utilización de materiales que permitan crear edificaciones que resulten más armónicas con el medioambiente, con los usuarios y con nuestros congéneres, en el sentido de que lo que vayamos a utilizar no lacere más nuestros ecosistemas y principalmente no los comprometa para el beneficio de las generaciones futuras.

Vaya como remate lo que consigna el Código Deontológico de la Unión Internacional de Arquitectos (UIA) con respecto a lo que debe regir y guiar el proceder de un arquitecto dentro de su labor profesional: “El arquitecto tiene la obligación de sopesar el impacto social y medioambiental de su trabajo para respetar los valores culturales y naturales de su comunidad, buscando mejorar el medio ambiente de forma sostenible y aunque su responsabilidad es ante el cliente no debe soslayar la que tiene ante su prójimo, el planeta y el futuro”3.